«En lo pequeño»

Hoy Señor vengo a darte las gracias,
por las personas que me inspiran con su vida.
Nace en mí un sentimiento de admiración y ternura,
por personas de mi alrededor,
que me muestran Tu rostro.

Son gente que en su día a día tiene gestos que se identifican con los tuyos;
Al  fracaso le ponen esfuerzo, 
a la enfermedad permanecer a Tu lado, 
ante la humillación devuelven perdón.
Se sacrifican sin pensarlo por los que aman,
se ponen en los pies de los más pobres…

Hoy Señor vengo a darte las gracias,
por abrirme los ojos a todo esto,
por dejarme conocer a estas personas, admirarlas y quererlas.

Porque Tú,  Cristo de los milagros, 
el  de “vosotros no sois de este mundo”,
también el crucificado.
Cristo que perdonas y que amas por encima de todo,
Cristo resucitado.
Estás entre nosotros,
nos hablas a través de otros 
y quieres hacerte presente para dar sentido a nuestra vida
en lo sencillo, en lo pequeño, entre los que nos rodean.

Artículo anterior

«No merezco»

Artículo posterior

«Confío en ti»

Related